septiembre 23, 2014 8:20 pm
Tutoriales
Inicio » Análisis » [Análisis] MotorStorm Apocalypse

[Análisis] MotorStorm Apocalypse

Hemos pilotado por el desierto, por la selva, e incluso por el Ártico, la saga MotorStorm nos ha llevado por los parajes más extremos buscando nuevos desafíos imposibles a través de las carreras más temerarias que hayas podido jugar o imaginar. Si pensabas que en las últimas entregas de MotorStorm ya habías visto todo, significa que todavía no has probado Apocalypse, el MotorStorm definitivo, alocado, y más espectacular de toda la saga.

La saga MotorStorm no necesita de presentación, está con nosotros desde los inicios de PlayStation 3 y es una de las sagas más cuidadas por parte de Sony. Esta nueva entrega es sin duda la mejor de toda la saga, la idea de llevar las carreras a una ciudad de Nueva York apocalíptica arrasada por terremotos y huracanes ha sido muy acertada por Evolution Studios, dotando al título de más espectacularidad, emoción y con efectos visuales de auténtico lujo.

Sin embargo el título tiene algunas pegas importantes que afectan a la jugabilidad y que de no haberlas tenido estaríamos hablando de un juego sobresaliente, con variados modos de juego, circuitos, muchas carreras y un entretenido multijugador.

Festival

Así se llama el modo principal del juego que gira en torno a tres personajes con sus respectivas historias cada uno de ellos con una nivel de dificultad diferente. Big Dog y su alegre banda de corredores hardcore tan sólo tienen en mente una cosa, las carreras. La velocidad y el riesgo es su forma de visa y así nos lo harán saber en Apocalypse. Es importante recalcar que se trata de la primera vez que el juego cuenta con un modo historia y no sólo simples carreras que se suceden una detrás de otra como pasaba en los anteriores títulos.

La trama en si es bastante inverosímil, estos chicos necesitan un lugar para correr ¿que mejor lugar que el sitio más temerario posible, donde los terremotos y huracanes están a la orden del día?, y por si no fuera poco, cuando no son las fuerzas de la naturaleza, son las bandas callejeras que se han negado a abandonar la ciudad y que intentarán hacernos saltar por los aires disparando contra nosotros todo tipo de armas de fuego.

Entre carrera y carrera iremos viendo escenas de cómic animadas y torpes que nos irán contando la historia de Big Dog y compañía, con cortos delirantes y muchas veces con cierto humor. El Festival MotorStorm se traslada a una Nueva York arrasada por los terremotos, se espera que en 48h la ciudad se vea reducida a polvo por un gran temblor por lo que los participantes en el Festival tan sólo tendrán dos días de competición suicida.

Esos dos días de competición los viviremos a través de tres personajes que representan tres secciones del juego: Aprendiz, Profesional y Veterano. Entre las tres hay un total de 40 carreras muchas de ellas impresionantes y frenéticas, que si bien se pueden completar en un par de tardes, conseguir ganarlas todas será otro cantar. Además, cada carrera esconde tarjetas MotorStorm para ir recogiendo, sólo apto para los adictos a los trofeos de PSN.

Hay un total de 40 trazados diferentes en el juego, 7 de ellos exclusivos del modo Festival, los 33 restantes podrán ser jugados también en el multijugador. Son tantas las combinaciones disponibles que encontraremos mientras jugamos al modo Festival que dará la impresión de encontrarte en una pista totalmente diferente a como la viste la última vez que pasaste por allí a toda velocidad.

Las carreras están llenas de scripts que hacen que se derrumben edificios o carreteras a nuestro paso con un resultado espectacular. Estos scripts no son tan sólo estéticos, también  afectarán a las carreras, abriendo nuevos caminos o derrumbando un edificio en medio de la carretera que deberás esquivar si no quieres estrellar tu vehículo.

Lo único que he echado en falta es un poco de más variedad en este sentido, las primeras carreras ‘flipas’ literalmente con todo lo que pasa a tu alrededor, sin embargo, más adelante todos los scrips son parecidos y consisten en ver edificios caerse, grietas en las carreteras o grandes socavones. Hay una carrera impresionante donde un huracán arrasa con todo a nuestro paso, lanzando grandes tráilers o barcos mientras avanzamos por un intenso aguacero, para mi la más impresionante y tan se correrá una vez en todo el juego.

También destacan los trazados SkyLine que transcurren por las azoteas de los edificios, es la carrera más temeraria de todas en la que un mínimo error hará que te precipites al vacío.

Una vez completadas las 44 carreras que componen el el Modo Festival, podrás re-jugarlo para ganar todas las carreras ya que quedando tercero te clasificas y muchas perderás el triunfo por algún fallo de última hora. También podrás recorrerte todas las carreras de nuevo buscando las tarjetas MotorStorm que hay desperdigadas por los trazados.

Gráficos

El motor gráfico de MotorStorm Apocalypse se muestra muy sólido durante todo el juego. Durante las carreras en ningún momento la tasa de frames por segundo disminuye y se mantiene estable en todo momento. ¡Y eso que no paran de pasar cosas! Con decenas de vehículos a nuestro alrededor, y un escenario vivo que está en constante cambio. Incluso cuando tengamos pulsado el botón de turbo y vayamos a toda velocidad todo seguirá igual de fluido y suave. Una delicia en este sentido.

El motor de físicas también tiene un papel importante en el juego. Decenas de piezas saltan después de sufrir un accidente, el escenario está plagado de escombros y basura que se mueve y sale disparada a todos lados con nuestro paso. Las partículas de polvo y humo que inundan los escenarios después de un derrumbe o tras una explosión también ayudarán a meternos de lleno en estas alocadas carreras.

En definitiva poco que reprochar al motor gráfico de MotorStorm Apocalypse. Tratándose de una evolución de los motores gráficos utilizados en las anteriores entregas de MotorStorm, este es sin duda el que mejor luce de todos gracias al nuevo enfoque que le han dado a la saga trasladando las carreras a una Nueva York desolada y destruida pero lleno de posibilidades y situaciones espectaculares que son una maravilla para nuestra vista.

La única pega es que ¡no he podido probar el juego en 3D! Y eso que he leído que es el más espectacular de todos corriendo con los 3D estereoscópicos. Un pena, si alguien tiene la suerte de poder probarlo así sería de agradecer que nos contara sus impresiones.

Jugabilidad

La jugabilidad de MotorStor Apocalypse no varía demasiado de sus anteriores entregas, el nitro o turbo seguirá siendo indispensable utilizarlo durante gran parte de la carrera si queremos por lo menos quedar entre los tres primeros. La gestión del turbo funciona igual que en las anteriores entregas, capaz de convertir nuestro viaje en un naufragio en llamas si lo mantenemos presionado demasiado tiempo, aunque se le han añadido un par de pequeñas novedades que nos ayudarán a mejorar o empeorar nuestro tiempo de turbo.

El agua será vital para enfriar el motor de nuestro vehículo y así mejorar el tiempo que podemos seguir presionado el turbo. Ahora, a parte de soltar el acelerador para que se enfríe el turbo por el aire, durante las carreras encontraremos cañerías rotas, grandes charcos, o incluso conducir cerca de la orilla del mar enfriará el motor más rápidamente para que podamos volver a utilizar el turbo sin miedo de convertir nuestro coche en una bola de fuego.

No todo serán ayudas, el fuego será el elemento a evitar durante las carreras ya que recalientan el motor y puede hacer incluso que estalle nuestro vehículo. El fuego ayuda a que se caliente el motor por lo que nos quita tiempo para utilizar el valioso turbo. Además, las bandas callejeras que pueblan las calles nos dispararán si pasamos demasiado lentos cerca de ellos haciendo explotar nuestro coche. Son pequeñas ventajas e inconvenientes que dan más emoción a las carreras y que se agradecen.

En el apartado de los vehículos hay gran variedad cada uno con sus características. Hay un total de 13 diferentes clasificadas de menor a mayor peso, son las siguientes: moto todoterreno, superbike, chopper, quad, buggy, supermini, coche de rally, supercoche, muscle car, ranchera, 4×4, camión y por último monster truck.

Algunos vehículos son muy rápidos como las superbike pero tienen la desventaja de ser muy vulnerables a los accidentes. Caso contrario con los camiones que son lentos pero muy resistentes. También los hay que se adaptan a todas las superficies sin perder velocidad como los 4×4 o el coche de rally, y otros como el supercoche o muscle car serán muy rápidos pero en superficies fangosas se quedarán clavados.

Por ahora no hemos hablado de ninguna pega relacionada con su jugabilidad, no es porque no las tenga, que si las tiene, sino porque quería dejar este apartado para el final. Absolutamente todas las carreras de Apocalypse se desenvuelven de la misma forma, esto quiere decir que por muy bien que hagas las dos primeras partes de la carrera, sin ningún accidente y ningún fallo, siempre, pero siempre, llevarás a tus adversarios a rueda y nunca alcanzarás las primeras posiciones. Deberás esperar a la última vuelva para que repentinamente los primeros empiecen a ceder terreno y puedas alcanzarlos. A mi este punto no me ha gustado nada ya que condiciona casi todas las carreras a lo bien que lo hagas en la última vuelta.

También hay un par de rarezas en las colisiones entre vehículos y en la toma de algunas curvas que puede hacer en algunos momentos pierdas la paciencia viendo tu coche clavado en la pared una y otra vez sin posibilidad de rectificar.

Son las únicas pegas que le he encontrado que en gran medida condicionan las carreras.

Sonido

El sonido de MotorStorm Apocalypse es brutal con efectos de sonido muy buenos: motores rugiendo, explosiones, gritos y una banda sonora cañera compuesta por DJ Shadow y Noisia con temas que nos acompañan muy bien durante las carreras y que en ningún momento se hacen pesados ni repetitivos.

Además, el juego está totalmente traducido al castellano, textos y voces, algo que se agradece sobretodo en esta entrega ya que el modo Festiva contiene diálogos entre carrera y carrera.

Multijugador

Las carreras multijugador son mucho más emocionantes e interesantes que las de un sólo jugador, ya que al ser personas con las que compites las carreras son mucho más abiertas y ahora si que contará de verdad tu pericia al volante desde la primera curva si quieres alzarte con la victoria. Además, se ha añadido también partidas en local a pantalla dividida para hasta cuatro jugadores, una opción más que se agradece.

Hay tres tipos principales de carrera ha elegir: Perks y apuestas, carreras y Eliminador, o puedes configurar partidas privadas y invitar a tus amigos a que se unan a la fiesta. Una vez que hayas reunido suficiente corredores, se realiza una votación para elegir pista, luego cada uno escoge el vehículo que quiere y sus beneficios.

Los beneficios son una nueva característica interesante que se ha añadido en esta entrega, puedes establecer un total de cinco loadouts, y cada uno contiene tres beneficios que pueden ser por ejemplo: más impulso o turbo, mejor agarre, aumentado el nivel crítico del turbo, mayor refigeración, ect. Hay muchas combinaciones que deberemos ir desbloqueando conforme vayamos ganando carreras y las podremos ir añadiendo a nuestro vehículo a nuestro gusto.

Conforme vayamos aumentando nuestro nivel de experiencia en el multijugador iremos ganado nuevas habilidades con los ya hablamos loadouts y también nuevos vehículos más potentes y de diferentes clases. También podremos customizar nuestros vehículos a nuestro gusto. Con cada carrera ganada en el multijugador desbloquearemos nuevas piezas, pinturas o pegatinas.

Otro detalle a destacar, es que cada vez que tengamos un accidente podremos inmortalizarlo a través de un fotografía que echaremos en el momento que más nos guste. Luego podremos crear álbum de fotos con las trastazos más grandes que nos hemos pegado.

En definitiva un modo multijugador que cumple y que funciona bastante bien, encontrando las partidas rápido y sin mucho tiempo de espera.

Conclusión

MotorStorm Apocalypse es un juego sobresaliente con una jugbilidad arcade realmente divertida, que pese a tener algunos errores, no estropean la experiencia de juego final. Tal vez si en el modo Festival las carreras se repitan un poco pero se arregla con el estupendo multijugador.

Si te gustan los juegos de carreras frenéticos, rápidos y arcade tipo Burnout Paradise, Apocalypse no te defraudará en absoluto. No es un juego perfecto, pero representa las carreras arcade puras como pocas veces se han visto, en ningún momento da sensación de cansancio pese a repetir muchos circuitos, los 40 eventos diferentes junto a los nuevos trazados se mantiene fresco hasta el final.

Lo que sí te puede gustar de MotorStorm Apocalypse es:

  • Un sólido modo para un jugador con el Modo Festival
  • Los modos de juego contra reloj y desafíos
  • Multijugador Local a pantalla dividida para hasta cuatro jugadores
  • Impresionante banda sonora
  • Espectaculares carreras emocionantes y llenas de sorpresas
  • Un sistema inteligente de beneficios en el multijugador
  • Lo que no te puede gustar de MotorStorm Apocalypse es:

  • Las escenas de cómic del modo festival puede no gustar a todo el mundo
  • Carreras demasiado guiadas que sólo se resuelven en la última vuelta
  • Pequeños problemas de control en giros y colisiones con otro vehículos
  • Se echa en falta más variedad en los eventos que suceden durante las carreras
  • Nota 9

    Acerca de troski

    Profile photo of troski
    Webmaster de LivingPlayStation.com

    2 Comentarios

    Deja un Comentario