diciembre 10, 2019 3:45 pm

Análisis Last Labyrinth – En la mente de un loco

Last Labyrinth llega oficialmente a PlayStation VR y en LivingPlayStation te traemos un completo análisis de esta obra en la que deberemos de escapar de un misterioso lugar repleto de puzzles y donde nuestra vida y la de nuestra compañera viven un constante peligro.

Análisis Last Labyrinth
Bienvenidos a la mente de un loco, bienvenidos a Last Labyrinth

Ya se nos advertía cuando el juego se anunciaba hace algún tiempo y lo hemos vivido en nuestras propias carnes mientras lo hemos jugado, y es que Last Labyrint, tal y como se presenta es una aventura de puzzles con una ambientación angustiosa y oscura.

El estudio tras el desarrollo del juego Tamaka K.K. está formado por muchos antiguos miembros de estudios responsables de juegos como ICO o The Last Guardian, es por ello que la calidad de la aventura a la que nos enfrentamos es mas que notable y se desarrollo se muestra muy bien implementado, a la vez que coherente y bien hilado.

En la mente de un loco

Análisis Last Labyrinth
Atado, amordazado y sin moverte, impotencia y angustia al mismo tiempo.

Last Labyrinth no cuenta con una narrativa al uso que nos diga que está sucediendo, sin embargo a los pocos minutos de comenzar la aventura nos damos cuenta en que nos hemos metido.

Y es que los primeros segundos del juego son los que nos muestran postrados a una silla de ruedas, amordazados y atados de pies y manos, sólo un aparentemente misterioso reloj en nuestra mano derecha y una inesperada ayuda, una chica que aparece de entre la oscuridad totalmente liberada junto a nosotros.

Análisis Last Labyrinth
La pequeña Katia es nuestra única esperanza

A partir de aquí nos damos cuenta de que tenemos que salir de allí como sea, pero nuestra única ayuda es esta inocente y dulce niña que nos va a acompañar en toda la aventura.

Una aventura que se convierte en una continua superación sala a sala de un lugar en el que estamos encerrados, obra de lo que parece ser la creación de una mente perturbada. Así es como comienza el desarrollo de una historia angustiosa, sobre todo para el que la vive en primera persona.

El error se paga caro

Análisis Last Labyrinth
Un error y se acabo tu historia en Last Labyrinth

En el juego, vamos a ir, uno por uno, superando numerosos puzzles que nos darán acceso a una nueva sala y un nuevo puzzle, así se desarrolla el juego, nuestra misión es salir de este extraño lugar sanos y salvos, pero el error se paga caro.

Y es que fallar un puzzle no se traduce en un error y vuelta a empezar, esto se muestra en escena como una muerte perturbadora y bizarra, primero de nuestro acompañante y en muchas ocasiones de nosotros mismos.

Análisis Last Labyrinth
Puzzles creados para exprimirnos el cerebro

Una muerte que en PlayStation VR se siente muy viva, sobre todo por ver que hemos ejecutado mal el puzzle pero completamente bien un mecanismo que poco a poco va preparándose para darnos una muerte lo mas explicita posible.

Por poner un ejemplo, fallar en un puzzle puede hacer que veamos como nosotros mismos hemos activado un mecanismo que poco a poco prepara una guillotina que acaba directamente en nuestro cuello, lo angustioso de todo ello es ver como esto se va desgranando ante nosotros sin poder hacer absolutamente nada ya que estamos anclados a la silla.

Lo mismo ocurre con nuestra compañera, el error se paga con una muerte brutal de ella ante nuestra impotente mirada, algo que llega a angustiar en numerosos momentos.

Échame una mano

Análisis Last Labyrinth
Colaborar es tu única salida

En lo meramente jugable, Last Labyrinth innova en algunos apartados, básicamente no vamos a movernos, el juego nos invita a poner las manos sobre las rodillas (con PlayStation Move como control único) y observar como aparecemos completamente encadenados a esta, a partir de aquí es cuando comienza todo, nuestra compañera hace acto de presencia y nosotros mismos somos los que llevamos la iniciativa.

Por eso, a nuestra simpática ayudante la iremos dando órdenes con una especie de puntero que aparece sobre nuestra frente, este indica el lugar hacia el que queremos que Katia que es como se llama la chica se desplace, y mediante la pulsación de nuestro “cronometro” haremos que ella se mueva hacia ese lugar.

Análisis Last Labyrinth
A veces vas a necesitar de mucho tiempo para resolver cada puzle, un desarrollo lento

Una vez Katia llegue a su objetivo nos preguntará (en un idioma inventado) si efectúa la acción en cuestión, a lo que nosotros tendremos que responder con un gesto de nuestra cabeza, si o no.

Básicamente así es como vamos a superar uno a uno todos los puzzles que nos muestra el juego, un sistema que penaliza el error con un fatal desenlace que nos da la opción de reiniciar sin embargo la acción desde la misma sala o por el contrario desde el inicio, y es que no hay un solo camino para superar el juego, pero no vamos a contaros más para evitar spoilers, si adelantaros que el título cuenta con numerosos finales.

Las transiciones entre salas se ven mediante estas imágenes de TV

No obstante hay algo que acaba volviéndose algo tedioso, y es la lentitud con la que todo se desarrolla, no por el juego como tal, si no por que nos vamos a encontrar con puzzles divididos en diferentes fases y como comprenderéis los movimientos de Katia no son muy rápidos, esto hace que fallar en un puzzle al final puede llevarnos a reiniciar todo el tramo, y quizá tras hacerlo unas cuantas veces, y viendo el lento desenlace de cada uno de ellos, puede que acabemos desistiendo, no por lo bien hilvanado del puzzle, si no por tener que aguantar todo lo pasado de nuevo a una lentitud insufrible.

Las estancias de la muerte

El juego es perturbador hasta decir basta

A nivel gráfico el juego cuenta con un muy notable diseño en texturas y sobre todo en la propia protagonista del juego, ya os avisamos que no vamos a encontrarnos con uno de esos juegos de VR que impactan a cada sala que visitamos.

Aquí todo es tétrico y sin apena paletas de colores, solo la buena de Katia sobresale ante todo un universo de colores apagados y salas enmarañadas.

No obstante, lo que se muestra en pantalla tiene una mas que detallada definición y un diseño impecable, sobre todo en lo que respecta a los puzzles que en algunos casos son increíblemente ingeniosos.

Análisis Last Labyrinth
Decide bien tus acciones, el final puede ser catastrófico.

En lo sonoro, el juego llega traducido en textos al castellano, pero poco más porque curiosamente cuando nuestra compañera nos habla en japonés (voz interpretada por la actriz Stefanie Joosten) no aparece ni un solo subtítulo, tampoco hace falta porque reiteramos que esta no nos va a resolver muchas dudas a la hora de solventar los niveles.

Su banda sonora también goza de un gran trabajo, y es que tras ella han estado personalidades del sector como el famoso compositor de música para videojuegos Hiroki Kikuta. En el tema principal la propia Stefanie pone tambien la voz.

Cada sala, un desafío que se muestra sólido en pantalla.

Los efectos, también juegan un importante papel en este título, principalmente los sonoros que nos van a dar mas de un susto, tanto por la activación de mecanismos como por lo que muchas veces creeremos ha sido un rotundo error a la hora de solcionar un puzzle.

Confort

En lo confortable, el juego está diseñado para todo tipo de jugadores, no nos vamos a mover ni un solo milímetro, de modo que si eres de los mas delicados en lo que a movimientos se refiere, este es tu juego, solo la cabeza está libre para interactuar con nuestra protagonista.

De hecho, las transiciones entre habitaciones se resuelven con un fundido a negro y una cinemática vista desde una misteriosa sala repleta de televisores.

Conclusiones

Last Labyrinth llega como una aventura estilo Escape Room que va a hacer que nuestras mentes tengan que darlo absolutamente todo para resolver los increíblemente bien diseñados puzzles del juego. Un título que no solo nos pone a prueba, si no que penaliza nuestros errores con la pena capital, de este modo, tanto la tensión de saber si hemos resuelto bien el problema, como la impotencia de ver como cuando fallamos somos incapaces de hacer nada, hacen que el título logre tenernos constantemente en tensión.

Puzzles con un desarrollo increíblemente original.

En lo jugable, la implementación de los movimientos de la cabeza para interactuar con Katia funciona a las mil maravillas lo mismo que la IA de nuestra compañera, y aunque el juego se desarrolla algo lento y pausado si llega a mantenerte en tensión durante cada una de las habitaciones.

Análisis Last Labyrinth – Angustiosa huidaA nivel gráfico y sonoro el juego cumple, no con muchos alardes pero viendo la ambientación en la que se desarrolla tampoco podría haberse hecho mucho más.

Jugabilidad - 80%
Graficos - 70%
Sonido - 70%

73%

Last Labyrinth cumple con un apartado técnico bastante solvente y un desarrollo muy trabajado y bien implementado. La interactuación con nuestra compañera es perfecta y la dificultad y originalidad de los puzzles exquisita, el juego logra tenernos en vilo durante toda la aventura, sobre todo por los fatídicos finales que podremos padecer si no acertamos a solventar cada uno de los problemas que se nos pone en liza. A pesar de su lento desarrollo que puede agobiar a algunos estamos ante todo un digno título de puzzles estilo Ecape Room para los amantes del género.

User Rating: Be the first one !

Acerca de Jotape Lerex

Atari 2600 marcó el inicio de mi aventura en el mundo de los videojuegos, Sony y Nintendo se han encargado de dar forma a mi principal afición. Ahora me he embarcado en una nueva aventura en el maravilloso mundo de la Realidad Virtual. Nos vemos en Oasis!!!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.ACEPTAR

Aviso de cookies